Tren Burra

El emblemático ferrocarril Secundario de Castilla, también llamado popularmente “Tren Burra” por su lentitud, conectaba Palencia con Villalón de Campos ya en la provincia de Valladolid. Tuvo su origen en un proyecto de tranvía con tracción animal, diseñado por Francisco Subizar Berasain en 1877, para unir Valladolid con Medina de Rioseco. El tramo palentino se inauguró en 1912, con la presencia del rey Alfonso XIII, hasta que 57 años después (1969) hiciera su último viaje. El actual recorrido de la Vía Verde, que sigue la traza de aquella línea ferroviaria, une las poblaciones de Palencia y Castromocho (29,8 km.), al que se suman los 4,3 km de acceso desde la capital palentina, que se realiza siguiendo y remontando el cauce del Canal de Castilla hasta la fábrica de harinas de “La Treinta”, donde realmente comienza el recorrido de la vía.